El enemigo inconcluso

Cuando hablamos sobre terrorismo, las respuestas no son sencillas.

¿Como luchar contra un enemigo; sin rostro, nacionalidad, ni bandera?

¿Como definiría usted el terrorismo?

¿Como se imagina usted el terrorismo?

¿lo castigaría con pena de muerte?

¿lo justificaría si tiene fines políticos o religiosos?

¿lo combatiría militarmente?

¿se sentaría a dialogar con el terrorismo?

Son muchas las preguntas que surgen  cuando hablamos de este fenómeno del Siglo XXI, que ha desatado tantas guerras sin fin. Y que no nos deja muchas opciones, porque si  este espantoso enemigo se combate militarmente, los estados sufren un gran desgaste y se producen perdidas humanas enormes.Y si un estado no es vehemente frente al terrorismo, la señal es de debilidad, y el enemigo se crece. Dejando a la población civil en condiciones de extrema vulnerabilidad,ante el terror, y con un sentimiento insoportable que se llama: miedo.

Captura de pantalla 2015-05-15 a las 5.19.31 p.m.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s